• ¡Aprende a disfrutar de la vida!

    ¡Aprende a disfrutar de la vida!

    Saber mirar la vida desde el punto de vista adecuado es fundamental para disfrutarla. Tenemos la opción de vivir la vida de muchas formas, enfadados, felices, estresados…. Es cierto que tu situación personal a veces te empuja a seguir uno de estos caminos, pero dentro de nosotros, tenemos una voz que empuja aún con más fuerza a seguir el camino en el cual seremos felices.

     

    Ser lo que queremos ser es una decisión a veces dificil de tomar, ya que nos encontramos en un estado de comodidad del cual no queremos salir, y por ello ignoramos esa sensación interna de que necesitamos un cambio, o mejor dicho, necesitamos mostrarnos como somos realmente y ser nosotros mismos.

     

    La felicidad no está en tener más dinero o más bienes materiales, la felicidad, lo creas o no, se encuentra en las pequeñas cosas de la vida y en saber disfrutarlas como si de grandes fortunas se tratase.

     

    La primera clave, la paz interior

    Encontrarnos en equilibrio con nosotros mismos, con la tranquilidad de que tenemos aquello que realmente deseamos y nos hace feliz, es el primer reto. No se trata de querer tener el coche más lujoso y conseguirlo, sino, alcanzar como persona, aquella meta que nos proponemos.

     

    La mente insatisfecha es el origen de tu inquietud. Quizás sea bueno saber asimilar que nunca vas a alcanzar todo aquello que realmente deseas, porque los deseos, van en cadena, cuando consigues algo que deseabas siempre hay otra cosa nueva que deseas. Por lo tanto, saber vivir con este hecho te reportará una tranquilidad necesaria para alcanzar tu paz interior.

     

    Hay cosas que debes de tener bien claras a la hora de buscar la paz interior, por ello, podemos mirarnos en un espejo y entre otras cosas…

     

    Limpiar todo aquel dolor emocional del pasado. Asimilarlo, aceptarlo y sacarlo de nosotros, todo pasa en esta vida, aquello que queda en nosotros es simplemente un tema psicológico.

     

    Replantea tus pensamientos. Ser una persona muy segura y muy fija en sus pensamientos a veces puede ser un problema, puede que no sean los adecuados, por lo tanto, es bueno replantearse esta cuestión a menudo.

     

    Vence a tus miedos. El miedo puede producir un desequilibrio interior causado por hechos provocados simplemente por culpa de un punto de vista equivocado.

     

    Elimina tus deseos egoistas. Tener ambición está bien, pero mide las consecuencias de esta. Pueden acabar con tu tranquilidad y no reportarte aquello que te haga feliz.

     

    Como conclusión, a veces las pequeñas cosas pueden hacernos más felices que las cosas caras y lujuriosas, mide donde está tu felicidad e intenta alcanzarla.

    Leave a reply →

Leave a reply

Cancel reply